Oceanía

Después de meses, qué digo meses, años, qué digo años, lustros, de rumores y noticias, The Smashing Pumpkins han hecho oficial que el 19 de Junio publicarán su nuevo disco, titulado “Oceanía”. Según dice Billy Corgan, este disco es un álbum dentro de un álbum. El proyecto es parte de ‘Teargarden By Kaleidyscope’, 44 canciones que comenzaron a publicar en 2009. A nosotros todo esto nos da una pereza enorme, empezando por el título. Que se dejen de rollos y nos digan cuál es el disco y dónde están los hits.

Dentro de este discurso de álbum conceptual que están llevando hasta el último extremo ya han comunicado que no va a haber single, ya que no tiene sentido la escucha de una canción sin escuchar el resto. O sea, que necesitas escuchar el disco del tirón, o morirás. Y aún así nadie te garantiza que no quieras morir tras hacerlo. Así que si no tienes una hora libre ni te molestes. Para que la gente pueda oírlo, han llegado a un acuerdo con iTunes para colgarlo en escucha gratuita.

Billy Corgan se desdobla en My Chemical Romance

Este nuevo trabajo ha sido publicado bajo el sello creado por Billy Corgan, Martha´s Music. Ha habido muchos cambios en la banda desde sus años dorados, o podríamos decir que todo es cambio, ya que salvo Billy Corgan, el resto son nuevos: un nuevo drummer muy jovencito, una bajista que aparecía en la portada de su “Siamese Dream”, que era y es muy fea; y un guitarrista del que no sabemos nada, pero que al lado de los otros no tiene interés.

Hace un par de semanas estuvieron tocando por sorpresa en la sala Arena de Madrid, después de cancelarse el festival en el que iban a tocar en Canarias. No vamos a llamar a esta sala por su nuevo nombre, que es lamentable. Tampoco sabemos qué tal estuvo su concierto. Si alguien estuvo allí, que se pronuncie.Pero la pregunta es, ¿alguien espera algo a estas alturas de los Smashing Pumpkins?

Yo me doy Muse

Desde que el miércoles Muse publicasen un teaser para promocionar el lanzamiento de su nuevo disco, son muchas las webs, blocs y seguidores que han especulado y opinado sobre el estilo de este nuevo disco. Esto conlleva también hablar de  si les gusta o no. A un periodista etiquetador  se le ocurrió decir que sonaba a “Dubstep”, con lo que todo el resto de webs han cogido esa idea y si ahora pones “Muse Dubstep” en google te aparecerán 350mil entradas y salidas. A nosotros no nos parece que haya tanto cambio con respecto a lo anterior, y auguramos que su audiencia seguirá creciendo. Ya hace unas semanas vimos imágenes de la grabación del disco con más gente que en la guerra dentro del estudio, lo que supondrán coros y orquestaciones infinitas. Esta frase la hemos querido hacer en lenguaje musiano.

Lo más interesante es el vídeo, en el que mantienen su rollo humilde y sencillo. Ellos sólo quieren hacer sus shows lo más acústicos posibles, ante audiencias pequeñas y sin grandes montajes. Podéis comprobarlo en el pequeño despliegue que hicieron en  su última gira. En este nuevo trabajo, que se llamará “The 2nd law” parece que se centran más en revoluciones terrestres y menos en choques de neutrones, un problema que seguramente les tenga muchas noches en vela.

Según han anunciado en su web, el 19 de Septiembre saldrá a la venta su nuevo disco, ‘Entropy’. Además, acaban de anunciar nueva gira, cuyas entradas saldrán a la venta el próximo día 14 de Junio. La gira incluye visita a Madrid el 20 de Octubre, en el Palacio de los Deportes, así que no habrá pirotecnia, eso seguro. Os dejamos con el teaser que tanto está dando que hablar,  a los fans suponemos que les hará la boca pepsicola:

Steven, Get Your Wings II

 

En los comienzos de New Musical Estréss, escribimos la primera parte de este post, cuando durante un concierto el guitarrista de Aerosmith, Joe Perry, dio un culetazo a Steven Tyler y le mandó a Wisconsin.

Ahora vamos con la segunda parte, porque nuestro amigo Steven ha vuelto a caerse, esta vez en la ducha en un hotel en Asunción (Paraguay), donde estaban de gira.  Él asegura que no esta borracho, pero la hostia que se ha dado ha sido considerable: se le ha quedado la cara como un mapa y se le han partido los piños, cosa por otro lado relativamente normal dado que es lo que más sitio le ocupa, es como si se hubiera partido el labio . Se lo ha tomado con bastante sentido del humor y ha colgado una foto de cómo se ha quedado el hombre.

Se lo toma con ese humor porque los piños ya se le habían caído en los 80, claro, así que no le ha dolido. Pobrecico. Es la ventaja que tiene ser una estrella del rock. Aunque confesamos que a una de nuestras redactoras le han impresionado mucho más las canas, lo blanca que tiene la piñata y la chaqueta de chándal que parece llevar.

Las Ventas en Coldplay

La semana pasada vimos cómo Coldplay elegía Madrid para presentar en directo su nuevo disco, “Mylo Xyloto”, a nivel mundial. La carrera del grupo es un descenso innegable de calidad disco tras disco y un ascenso imparable en cantidad, euro tras euro. Esto ya lo hemos vivido con otros casos, como RHCP, U2, The Killers o tantos otros, en serio. Se nos ha pasado por la cabeza decir que Coldplay son los Maná ingleses, pero no vamos a hacerlo. Ya lo hemos hecho.

Que conste que a quien escribe esto el primer disco de los ingleses le parece una maravilla, sobre todo las 6 primeras canciones. Pero aquellos eran otros tiempos, cuando estaban más cerca de Radiohead que de Rihanna.

Nos ha llamado la atención que hayan elegido a Mario Vaquerizo para presentar su concierto en Las Ventas, por muy bien que nos caiga después de su afición por la cerveza, y que, repetimos, era la presentación de su nuevo disco a nivel mundial, y fue retransmitido vía youtube . Aquí tenéis el momento, que es un sinsentido en el que no vemos la relación con la música de Coldplay:

No estuvimos en el concierto porque hacía frío y era entre semana, pero desde hace tiempo este grupo es previsible y algo aburrido. Además, pagar 50 € de entrada para que cierren con una versión de “Ritmo de la Noche” nos parece un timo. Para que podáis alabarles o insultarles con motivos, aquí os dejamos el concierto completo.

Tócala otra vez, Axl

Guns N Roses revisited, que dan mucho juego, han vuelto a liarla. Esta vez ha sido en Reading y en Leeds, los festivales más importantes de todo Gran Bretaña y parte del extranjero.  Figuraban como cabezas de cartel el 27 y 29 de agosto, respectivamente, y se presentaron una hora tarde a tocar en Reading, donde les cortaron la luz antes de terminar el concierto. Como poligoneros chungos que son, amenazaron con no subirse al escenario en Leeds dos días después. Y no les quedó otra al final que actuar el domingo, eso sí, media hora tarde, así que les volvieron a cortar la luz. Esto debe ser una señal de su declive, porque ser una rock star y que un tío con un palillo en la boca te baje el diferencial de la luz a las 12 en punto debe ser muy triste. Quizás si no se hubiese cambiado de ropa diez veces podrían haber terminado a su hora.

Que les hiciesen cumplir el horario, como al resto de grupos del festival, le sentó regular a Axl y declaró la guerra a los promotores. El problema, Axl, es que ya no estamos en los ochenta, ni mucho menos en los noventa y ya no puedes seguir tirando televisores por las ventanas de los hoteles. Como sus ingresos ya no se lo permiten pero sigue siendo un rebelde, mr. Rose se pasó toda la noche lanzando huitos de aceituna desde la ventana de su habitación.

En un subidón de adenalina u otras muchas cosas que acaben en -ina, la banda ha asegurado que se va a encargar de que le devuelvan el dinero al público, idea que ha gustado mucho a los que pagaron la entrada, a los que no la pagaron y estaban dentro y sobre todo a los que pagaron por ver al resto de grupos y se fueron al empezar Guns N Roses.

De todas formas, queremos que se tome conciencia de que el problema de Axl es que lleva años llegando tarde a todo: a los ensayos, al estilista, a terminar un disco, a las listas de ventas y a su vida en general. Lo que tendría que hacer es venir a tocar a los festivales españoles, que al menos le pagarían un caché ridículamente desproporcionado, como a muchos de sus compatriotas. Y que se traiga la camiseta de Kill Your Idols y el pañuelo.

Steven, Get Your Wings

Según Rolling Stone, Steven Tyler no levanta cabeza. Según NewMusicalEstréss, quien no levanta cabeza es Rolling Stone. A ellos les parece bochornoso que el cantante de Aerosmith sea jurado en American Idol, a nosotros nos parece bastante más chungo publicar en portada a Miguel Bosé, o haberle dedicado más páginas en los últimos años a Bunbury luciendo sombreros que a Radiohead.

Bunbury meditando

Bunbury luciendo sombrero y meditando.

Resulta que el otro día, mientras tocaban en Toronto, Tyler y Perry, cantante y guitarrista de Aerosmith, estaban aburridos y se dieron algunos empujones y este tipo de tonterías. En uno de ellos Perry pega un culetazo a Tyler y este se cae al público, con la gran suerte de que un aficionado tiene la cámara en el ángulo perfecto para grabarlo (la de cosas que podrían haber pasado a la historia y nos hemos perdido por no tener cámara en el móvil, porque por ejemplo en el Renacimiento había teléfonos pero no incorporaban cámara todavía…)

Volviendo al tema, dicen RS y algunos medios salseros que esto es una evidencia más de la mala relación entre ellos.

Es una suerte que sean tan blanditos estos, que se pelean a culetazos, si llegan a ser una banda de narcocorridos habrían liquidado a 3/4 partes del estadio, o lo que es lo mismo, a Torontontero. Este chiste es bastante malo pero posiblemente sea la primera y última vez que pueda publicar algo sobre esta ciudad, así que no podía desaprovechar la oportunidad.

Además también se añade en la noticia que Perry ha buscado en varias ocasiones otro cantante para Aerosmith. Esto no hay quien se lo crea. Lo primero es que dudo mucho que el grupo sea suyo. Lo segundo no es nada, no hay segundo, pero el objetivo de que prestarais atención a lo primero se ha cumplido.

Suicidio en directo I

Ayer mientras me aburría, leí un mensaje en Twitter de Glen Hansard en el que decía que la noche anterior un hombre había caído en mitad del escenario desde gran altura, muriendo al instante. Ocurrió durante el concierto de Swell Season en Saratoga, California. (Se ve que el grupo de heavy español marcó una época allí, ya que han puesto su nombre a una ciudad)

Volviendo al tema, parece ser que ha sido un suicidio. El hombre trepó por los focos y saltó, cayendo cerca de Glen.

La verdad es que si estás desanimado un concierto de esta gente no es lo más recomendable…

Por cierto, vendrán a tocar a España en Octubre, os dejo un video de “Lies” en directo

Hello world!