Las Ventas en Coldplay

La semana pasada vimos cómo Coldplay elegía Madrid para presentar en directo su nuevo disco, “Mylo Xyloto”, a nivel mundial. La carrera del grupo es un descenso innegable de calidad disco tras disco y un ascenso imparable en cantidad, euro tras euro. Esto ya lo hemos vivido con otros casos, como RHCP, U2, The Killers o tantos otros, en serio. Se nos ha pasado por la cabeza decir que Coldplay son los Maná ingleses, pero no vamos a hacerlo. Ya lo hemos hecho.

Que conste que a quien escribe esto el primer disco de los ingleses le parece una maravilla, sobre todo las 6 primeras canciones. Pero aquellos eran otros tiempos, cuando estaban más cerca de Radiohead que de Rihanna.

Nos ha llamado la atención que hayan elegido a Mario Vaquerizo para presentar su concierto en Las Ventas, por muy bien que nos caiga después de su afición por la cerveza, y que, repetimos, era la presentación de su nuevo disco a nivel mundial, y fue retransmitido vía youtube . Aquí tenéis el momento, que es un sinsentido en el que no vemos la relación con la música de Coldplay:

No estuvimos en el concierto porque hacía frío y era entre semana, pero desde hace tiempo este grupo es previsible y algo aburrido. Además, pagar 50 € de entrada para que cierren con una versión de “Ritmo de la Noche” nos parece un timo. Para que podáis alabarles o insultarles con motivos, aquí os dejamos el concierto completo.

Anuncios

Esos productos humillantes

Nos despertamos hoy con una reflexión que hemos cuajado el fin de semana, después de lavarnos. Porque para nosotros el fin de semana dura cinco días.

Todos los champús anticaída huelen a mierda. Los fabricantes deberían ser mucho más cuidadosos con este tipo de cosas y sus olores. Deberían oler a fruta y a frescor, que en realidad es lo importante, oler bien,  no estar limpio. Eso sólo importa si pillas o si tienes que ir a un hospital. De la misma manera, cada cierto tiempo deberían cambiar el olor a los champús anticaspa. Decimos esto porque cuando ya tienes pillado el olor al H&S y se lo hueles a alguien, ya sabes que es un casposo, como cuando olías a Filvit porque tenías piojos o peor, a vinagre. Y entonces empiezas a hacerte preguntas de este tipo: ¿me voy a enrollar con un casposo? ¿Es eso lo que quiero en mi vida? ¿Le olerán los bajos también a vinager?

Tener las puntas abiertas no es una desventaja social (al igual que las piernas), por mucho que lo parezca por el drama de los anuncios. Pero… ¿tener caspa? además corre la leyenda urbana de que quien usa H&S una vez ya lo tiene que usar toda la vida, porque si dejas de usarlo te sale más caspa. O se te cae la cabeza como a Dani Martín.

Caca, culo, pedo, pis

Qué cuesta arriba se te hace todo cuando algo que odias crece y crece y crece. La pesadilla continúa… El Hormiguero ha sido nominado al los Emmy internacionales en la categoría de “Mejor programa de entretenimiento no guionizado”.

Cada vez vemos más cerca el momento en el que cambien el nombre de nuestra calle y pasen a llamarla calle Pablo Motos…lo que parecía una estupidez hace 5 años ahora ya no vemos tan lejano.

Ahora vamos a hacer una cosa que hacen los periódicos y medios importantes, para rellenar una noticia, que es decir obviedades y recordar cosas a los lectores que todo el mundo sabe, veréis que bien nos sale.

El Hormiguero, programa de entretenimiento dirigido y presentado por Pablo Motos, realizado a través de su propia productora, 7 y Acción, se emite en Antena 3 desde el pasado mes de septiembre, tras varios años de éxito en la parrilla de Cuatro. Por el programa han pasado estrellas internacionales como Will Smith, Rowan Atkinson o Justin Bieber, y cuenta con colaboradores de la talla de Santiago Segura o Luis Piedrahita.

Ahora vamos a hacer lo mismo en versión New Musical Estréss.

El Hormiguero, programa de humor infantil que se dedica a plagiar ideas de otros programas y de internet, que lleva varios años torturándonos, está dirigido por Pablo Motos. Pablo es un ególatra que, pese a dar mucha grima, como tiene éxito piensa que es un genio y que está bueno. De todos es sabido que se tiñe el pelo, ya que un pelirrojo no puede tener el pelo tan negro y la barba tan roja, y desde hace unos años se ha apuntado al gimnasio y aprovecha cada ocasión para lucir músculo. Por el programa han pasado estrellas internacionales, pero eso es lo de menos, ya que el protagonista es el propio Pablo.  Secciones como “Culo o Codo” o concursos de tirarse pedos han hecho de este programa un clásico de la televisión. Además fomentan llevar sombrero en lugares cerrados, que nunca tuvo ni tendrá ningún sentido.

Nobeldades

El canadiense Ralph Steinman, uno de los científicos galardonados con el Premio Nobel de Medicina 2011, no va a poder recibirlo porque se ha muerto. Esto es obvio, ya que sería muy sorprendente que un muerto reviviera para recoger su galardón, por muy importante que sea, aunque fuera el de Fallera Mayor.

La normas de la academia sueca  no permiten conceder premios póstumos, pero parece que por una vez van a hacer una excepción, puesto que falleció practicamente en el mismo momento en el que se estaba decidiendo darle el Nobel. Si hubieran decidido darle el Camel no sabemos si le habrían salvado, siempre nos quedará esa duda.

Resultaría cuanto menos paradójico que un hombre no reciba el Premio Nobel de Medicina por morir enfermo. La verdad es que Steinman había luchado como un campeón cuatro años contra un cáncer de páncreas. La familia del fallecido al menos ha tenido una buena noticia en estos días: el premio va acompañado de una buena panoja (anda en torno al millón de euros) para los gastos del entierro, que no los tenían cubiertos porque el hijo pequeño se había pasado 84 años diciendo al señor de Santa Lucía que su padre no estaba en casa.

Desde aquí llamamos al fin de los premios póstumos y cosas por el estilo porque el reconocimiento es mucho más útil, sobre todo económicamente, cuando la persona está viva. Y, evidentemente, recordamos al señor Steve Jobs que para tanto ha dado.

La gente está muy loka sin ser borroka

Cuando parecía que la industria musical estaba al borde de la quiebra, ha tenido que llegar un músico español para salvarla. Como el Cid. Otra vez. El mundo nos debe ya varias.

Estamos muy orgullosos de Sak Noel, un productor y, dejémoslo ahí, gerundense, que se ha convertido en el quinto número uno español de la historia en el chart de singles del Reino Unido, gracias a su tema “Loca People”. Con ese título poco más podemos añadir.

Los anteriores números uno españoles fueron Baccara con su ‘Yes Sir, I can Boogie’ (1977), Julio Iglesias con ‘Begin the Beguine’ (1981), su hijo Enrique con ‘Hero’ (2011) y Las Ketchup con su ‘Aserejé’ (2002)

Ser número uno de singles radiados en las radios hoy en día tampoco nos parece ninguna barbaridad, ya que compites con gente de la talla de Don Omar, David Guetta y, por supuesto, Pitbull. Lo difícil era serlo en los 60 y los 70 y quitárselo a unos Beach Boys o unos Beatles, eso sí era noticia.

El videoclip de la canción da muestras del nivel artístico y cultural de la propuesta. Una chica llega a Barcelona y un amigo le propone enseñarle la ciudad y visitar lugares como la Sagrada Familia. Ante estas propuestas ella sólo dice “What The Fuck” y babea cuando ve una cerveza. Como estaba claro, terminan en una disco y ella dice que quiere bailar como una gogó. Todo esto salpicado por mensajes que aparecen en pantalla y que dicen “La gente esta muy loka”. Sí, sin tildes y con “k”. Vamos a ver, si no eres un borroka no puedes escribir cosas con k, cuántas veces tenemos que decirlo. Después de esto, sólo nos quedan ganas de exiliarnos al Tíbet.

Más Cheers no, ni cucharas impregnadas de heroína…

Por si alguien no se ha enterado, os avisamos de una noticia inquietante: este domingo se va a estrenar en Telecinco una versión española de la exitosa serie “Cheers” que todos vimos en su día. Como no podía ser de otra forma, en el bar español estará trabajando Antonio Resines. También estará en la serie Alberto San Juan, del que no tenemos ninguna queja pero ya se nos ocurrirá algo.

Dani Martín, que es uno de los únicos diez músicos que hay en España, porque parece que no hay más, visto que acaparan todo el trabajo del sector y el protagonismo en los medios, se ha encargado de adaptar la banda sonora. Señores de Telecinco, ¿no creéis que podríais haberos saltado vuestro manual de creatividad cero y haber hecho algo original en esta serie, aunque sólo fuera la música? Pues no. No sabemos si el audio es robado o es que suena así de mal:

Con todo esto no queremos decir que no confiemos en la serie ni nada por el estilo. Será un éxito, seguro. Pero nosotros nos meamos en ella de entrada, que para eso tenemos un medio de comunicación poderoso que nos permite emitir juicios de valor sin ningún tipo de argumento. Además os contamos en primicia el final: todo es un sueño de Antonio Resines. Esto es periodismo señores.

Bocachanclas- Los Gallagher

Inauguramos esta nueva sección, que no sabemos si tendrá continuidad, ya que nuestro blog es como Telecinco pero sin tener en cuenta las audiencias, sino la pereza. Igual una cosa está funcionando y dejamos de hacerla, por desidia o por olvido. Gara. Alaska. Malamute. Dabuten.

En esta sección analizaremos muy superficialmente y de forma muy poco profesional a algunos de los personajes más polémicos de nuestra cultura popular. Para nuestro primer post hemos elegido a los Gallagher, que son unos tipos que a todos nos parecen unos payasos pero también, las cosas como son, han sido de lo más divertido que ha dejado la música en los últimos tiempos, después de Gene Simmons. Además, ahora están de vuelta por separado y se han retirado las denuncias, así que aquí os dejamos algunas de sus perlas:

Liam Gallagher

– De Coldplay: “Chris Martin parece un professor de geografía” (NME, 2006)

– Sus conclusiones tras tocar en el Festival de Benicassim: “Vaya puta pérdida de tiempo. Si no hubiera sido por el público hubiera sido un desastre. El problema fue…espera… la puta P.A. –amplificación del sonido. Se jodió dos veces. Y también el sistema de monitores. Era como un chiste. Y no uno de los buenos” (Oasisnet.com, Julio 2009).

– Sobre el ataque de un fan que sufrió Noel en Toronto: “Si me lo hubiera hecho a mí se la hubiera cortado y hubiera hecho que se la comiera” (N. del T. no se refiere a la lengua) (Sky News, Octubre 2008)

– Sobre Mumford And Sons: “Seguro que son una gente encantadora pero a no para mí. Parecen unos putos Amish”

– El otro día Bono se me acercó y me dijo: “¿Cómo andas, hijo?”. “No soy tu hijo, pedazo de imbécil”, le contesté.

– Soy Liam Gallagher, de Oasis. Todo el mundo me envidia, y, si no, deberían.

– ¿Disciplina? No conozco esa palabra.

– Estamos Lennon, Elvis y yo.

– Si sintiera deseos de volarme los sesos, trabajaría en una mina de carbón o me haría paparazzi. Esta vida es jodidamente bella y no me volaré la cabeza por cualquiera: preferiría que alguien lo hiciera por mí.

– Respeto a los Stones, pero sus últimos discos son una basura. Respecto a U2, no hablan como personas normales.

Noel Gallagher

– La razón por la que no he asesinado a Liam es porque no me gustaría ver a nuestra madre llorar.

– Liam sólo tiene dos problemas: todas las idioteces que dice, y todas las idioteces que hace.

– Todo el mundo odia a Phil Collins… y, si no lo hacen, deberían.

– Ese gordo de Take That (refiriéndose a Robbie Williams).

– Paul McCartney, uno de los grandes compositores de todos los tiempos, ha producido mierda de perro durante 25 años.

– Sum 41 es la banda más mierdera de todos los tiempos.

– Si diesen medallas por tomar drogas en Inglaterra creo que ahora mismo tendría un pilón.

– Una vez me senté junto a Liam en un vuelo de 15 horas para ir a Japón o algún sitio así. Fue terrible.

– Liam es arrogante, borde, intimidador y un vago acabado. Es el tío más furioso que jamás conocerás. Es un hombre que va con tenedor en un mundo en el que sólo hay sopa.

– ¿Por qué Victoria Beckham ha escrito un libro sobre sus memorias? Si ella no sabe ni mascar un chicle mientras camina, imagínate escribir un libro.

– A diferencia de mis colegas, yo no he ido a rehabilitación: putos maricones.

– Ahora me dedicaré a emborracharme y a insultar a tantos músicos de los 80 como sea humanamente posible.

– Lennon tenía razón: los Beatles eran más famosos que Jesús. Nosotros somos más grandes que Cristo, y pronto seremos más grandes que los Beatles. Jesús medía 5.3 pies y yo 5.8, soy más alto que él. También puede darse que fuera mejor guitarrista que yo.

– O me dejáis escribir las canciones y somos superestrellas u os quedáis aquí en Manchester por el resto de vuestras tristes vidas (antes de que se convirtiera en compositor principal de Oasis).

– En el fondo, lo que me impulsa a seguir adelante es pensar en mi madre y en Liam. Si el grupo se acabara, mi hermanito no podría hacer otra cosa con su vida. Y mi madre no me lo perdonaría jamás.

– Soy una estrella del rock y hago lo que me da la puta gana.

– Sólo porque vendas muchos discos no significa que seas bueno. Mirad a Phil Collins.

– Del Rock mexicano no sé nada… Del tequila, sí.

– No somos arrogantes, simplemente creemos que somos la mejor banda del mundo.

– Yo hago todo el trabajo así que sería justo que yo ganara más dinero. Además, soy más guapo.

– Los Jonas Brothers son una puta mierda.

– Soy el cerebro de la banda. Liam es el idiota. Y los otros tres son los otros tres.

– Si van a aplaudir, háganlo bien.

Melendi like a Rolling Stone

Ha llegado a nuestros oídos, que aún están sangrando, una versión que el siempre inspirado Melendi ha decidido hacer de ‘Angie’, de los Rolling Stones. A nosotros los Rolling nos parecen una de las bandas más sobrevaloradas de todos los tiempos, que conste, pero sin duda este tema es de lo mejorcito que tienen.

Suponemos que llega un momento en la vida de un cantante de éxito en el que levantas los pies del suelo y piensas que puedes versionar cualquier tema, que te va a quedar genial. Y si no que se lo pregunten a Bebe y la basura que hizo con ‘Smells Like Teen Spirit’. Por la red también podemos encontrar lo que piensa Melendi de la gente que le ha puesto a caldo por la ocurrencia, y al menos lo encaja bien. Deberían aprender de Berto. Aquí os dejamos el temón:

London in Fallas

En una maniobra descaradamente oportunista y que tan sólo busca ganar adeptos facilones, se nos están ocurriendo, a raíz de los disturbios y masturbios de Londres, cosas que nos gustaría quemar. Todos llevamos un pirómano dentro, o al menos nosotros, y nos encantaría llegar con una antorcha en plan Conan y prenderle fuego a cosas. A varias cosas. Y a edificios. A varios edificios.

– Sede de Bankia.

– Sede de RedBull (para beber algo y quitarnos la sede).

– Un cuartel de bomberos (¿alguien ha hecho la prueba de qué pasaría?¿son ignífugos? ¿y centrífugos?)

– Telecinco.

– Globomierda.

– La casa de Pablo Motos (avisaríamos a la familia para que les de tiempo a salir a todos. A él NO).

– El autobús de Maná aprovechando cuando estén de gira por España.

– La Bolsa (éste es de cara a la galería para nuestros lectores más antisistema).

– El autobús de Jarabe de Palo, mientras cantamos “se prende, todo se prende, de según como se mire todo se prende”.

– A Melendi y a Macaco, juntos en una misma falla.

– Si vemos que no tira podemos echar también al casting entero de “Mujeres y Hombres y Viceversa” con Pipi Estrada.

– El chat del Facebook.

– La Coca cola de grifo. Vaya basura.

– A María Dolores de Ghostpedal y a Pepinho.

Como podéis ver, en NME no existe el odio, ni el rencor, ni somos violentos.

¿Vosotros qué o a quién quemaríais?

A Phil Collins no le gusta la música

La paz y armonía en que vivimos ha sido rota vilmente  porque Phil Collins ha concedido una entrevista. Afortunadamente ha dicho:

– “En realidad no me gusta mucho la música, ni escucho música. Mi hija pequeña, Lily, me pone música de vez en cuando y yo digo ‘Guau, eso es genial, ¿qué es?’, pero, en serio, no me gusta nada.”

Bien, Phil, nosotros tenemos que decirte una cosa: A la música no le gusta Phil Collins. Aléjate de nosotros. No nos caes bien, eso es evidente, aunque tienes cara de caer bien,  ya que nadie le daría un puñetazo a Phil Collins así, en una conversación de sobremesa (cosa que sí haríamos con el de Simply Red antes de que abriera la boca). Tal vez si empezase a tocar un solo con las cucharillas del café y las tazas sí le partiríamos una ceja bien a gusto. O por esas camisas de flores que llevaba en los ochenta, que justificaban cualquier agresión. También por ser el hermano no reconocido de Robin Williams. O por ‘In the Air Tonight’, que nos gusta mucho pero no sabemos por qué la canta como si su voz saliera del armario de la niña de Poltergeist.

Sus últimas declaraciones además nos llevan a pensar en qué criterio tenía Collins cuando dijo que Ringo Starr le parecía el mejor batería de la historia. Y de hecho, ¿nos ha estado engañando durante todos estos años de carrera? ¿Qué pensarán sus fans de Kiss Fm? Menos mal que siempre les quedará la rotación masiva de los vídeos de Travis…